Versículos Bíblicos De Agradecimiento E Interpretación

Agradecer es digno de todo ser humano, que recibe una ayuda o un apoyo de alguien. Eso es nuestro deber. En estos sencillos Versículos Bíblicos de Agradecimiento, exponemos ideas, creencias, y reflexionamos sobre esta acción tan importante para todo ser cristiano.

Y si la gratitud es para nuestro Dios Padre, con más razón debemos expresarla y elevarla a los cielos, sobre todo por habernos enviado a su hijo amado Jesucristo, quien vino a este mundo a cumplir un mandato: Morir en la Cruz para salvarnos de la muerte. Muchas bendiciones hemos recibido en esta vida, y es imposible enumerarlas todas, pero siempre hay que darles gracias al Dios Padre por todos sus regalos.


Índice
  1. Versículos Bíblicos de Agradecimiento
    1. 1 Corintios 15:57
    2. Colosenses 3:15
    3. Romanos 1:8
    4. Colosenses 4:2
    5. Salmo 71:5
    6. 1 Timoteo 4:12
    7. Filipenses 4:6-7
    8. 2 Corintios 9:11
    9. Apocalipsis 5:13
    10. Colosenses 3:16
    11. Santiago 1:17-18
    12. Salmo 100:4-5
    13. Filipenses 1:3-5
    14. 1 Crónicas 29:12-13
  2. Aprovecha ahora estos Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

1 Corintios 15:57

“¡Pero gracias a Dios, que nos concedes la victoria por medio de nuestro amado Señor Jesucristo!”

Siempre debemos ser agradecido con nuestro Dios Padre, en nuestros triunfos, por el éxito de nuestros planes y proyectos. Incluso debemos agradecerle cuando fracasamos y aprendemos una lección de vida, que nos marca por el resto de nuestros días, los cuales suceden como una forma de orientarnos nuestro Señor Jesucristo. Porque él es nuestro gran interlocutor, nuestro lazo de unión con el Dios Padre. ¿Cómo dejarle de agradecer si todo lo que tengo se lo debo a su grandísima misericordia?

Colosenses 3:15

“Que la paz de Cristo gobierne en sus corazones, a la cual fueron llamados en un solo cuerpo. Y sean agradecidos.”

Si la paz de nuestro Señor Jesucristo anida en nuestros corazones, podemos tener el dominio de nuestras acciones y gobernarnos sabiamente. Porque él y yo estamos fundidos en un solo cuerpo, pero ese cuerpo fue colgado en la cruz para salvación y perdón de nuestros pecados. Y ese es un motivo mas que suficiente para agradecerle a nuestro Dios Padre.

Romanos 1:8

“Primero, doy gracias a Dios por medio de Jesucristo por todos Ustedes, pues en el mundo entero de su fe se habla bien.”

Nótese que, ante todo, lo primero que debemos hacer es agradecer a nuestro Dios Padre, por medio de Jesús. ¿Por qué? Porque Jesús fue hecho semejante a nosotros y padeció como hombre. De allí que se le tenga tan alta estima y su fama haya cubierto todo el planeta, tanta que se exalta la fe con la cual le veneramos y le agradecemos también todos los días.

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Colosenses 4:2

“Conságrense a la oración: persistan en ella con agradecimiento.»

Una manera muy simple y sencilla de estar en sintonía con nuestro Dios Padre, es agradecerle todos los días mediante la oración, pues con ella podemos perseverar en nuestros clamores y diálogos. Pero esto no debe ser algo casual. No debe ser una acción constante, es decir, una conversación permanente, con dedicación y sincero amor, poniendo a Jesús como nuestro gran intermediario celestial.

Salmo 71:5

“Tú, Soberano Señor, mi esperanza siempre has sido; y desde mi juventud en ti he confiado”.

Una de las vivencias y satisfacciones más grandes e importantes de nuestras vidas es aquella cuando al voltear nuestra cara y vemos hacia atrás, y logramos ver el sello, la marca, la firma del Dios Padre en nuestra existencia pasada. Cuando nos percatamos de su intervención, de su amor y lealtad. Es este un buen regalo que nos ha confiado desde nuestra juventud. Permitir que Él sea el dueño de nuestras vidas y de nuestros corazones, no tiene precio ¡No te arrepentirás nunca de ello!

1 Timoteo 4:12

“Que nadie te menosprecie por joven. Al contrario, que los creyentes adviertan en ti un ejemplo a seguir en la forma de hablar, en la conducta, en amor, fe y en tu pureza”

Nadie tiene el derecho de despreciar o humillar a ningún joven. A menudo, creemos que da lo mismo cómo nos expresamos en la calle o cómo nos comportamos en nuestros hogares, ya que los extraños ni siquiera se fijan. Pero eso es totalmente falso. Dios nos está observando a cada momento y en nosotros el amor, la fe, la esperanza y la pureza del alma nos engrandecen ante el Dios Padre.

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Filipenses 4:6-7

No se angustien por nada; más bien, en todo momento, con plegarias y ruego, hagan sus peticiones a Dios y agradézcanle siempre para que la paz de Dios, que supera todo entendimiento, cuide sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús.”

¿De qué preocuparnos cuando el mismo Dios Padre nos dice que no nos inquietemos por nada? Cumplamos sus palabras y primero agradezcámosle por todo lo obsequiado y dediquémonos a orarle cada vez que haya necesidad de hacer nuestras peticiones al Dios Padre.

Pero allí esta Jesús, pendiente y vigilando nuestros pensamientos y sentimientos, porque no hay nada mejor que la paz. Y la paz esta por encima de cualquier entendimiento que busca el amor y la felicidad de sus amados hijos.

2 Corintios 9:11

“Ustedes serán lucrados en todo sentido para que en todo momento puedan ser generosos, y para que por medio de nosotros la generosidad de ustedes se conviertan en acciones de gracias a Dios.”

Las enseñanzas bíblicas dejadas por nuestro Señor Jesucristo, ciertamente permitieron enriquecer todo el conocimiento relacionado con el amor, y ese conocimiento tan humano nos puede volver más generosos y agradecidos con nuestro Dios Padre.

Apocalipsis 5:13

“Y escuché a cuanta criatura existe en el cielo y en la tierra, y debajo de la tierra y en el mar, a todos en la creación, que cantaban: “¡Al que está sentado en el trono y al Cordero, sean la alabanza y la honra, la gloria y el poder, por los siglos de los siglos!”

En estos Versículos Bíblicos de Agradecimiento, la fe y la esperanza son como categorías irrenunciables; pero la alabanza, la honra, y por supuesto, el dar las gracias infinitas, que no se puede pasar por alto, se constituyen en acciones que, tanto a Dios como a su hijo crucificado, que es el cordero sagrado, les complace cuando alaban con sus cánticos su nombre.

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Colosenses 3:16

“Que resida en ustedes la palabra de Cristo con toda su riqueza: instrúyanse y aconséjense unos a otros con toda sabiduría; canten salmos, himnos y canciones espirituales a Dios, con gratitud de corazón.”

Este Versículo está muy relacionado con el anterior. Cuando la palabra de Jesucristo anida en nuestros corazones, las riquezas espirituales se multiplican, pero para ello es necesario que nos formemos y que en solidaridad nos apoyemos con consejos de sabiduría, también con cantos, himnos y cánticos espirituales como señal de agradecimiento a nuestro Dios Padre, que es quien en realidad merece toda la honra y alabanzas.

Santiago 1:17-18

“Toda buena dádiva y todo don perfecto proceden de lo alto, donde está el Padre que creó las lucernas celestes, y que no cambia como los astros ni se moviliza como las sombras. Por su propia voluntad nos hizo nacer mediante la palabra de verdad, para que fuéramos como los primeros y mejores frutos de su creación.”

¡Nuestro Dios Padre es quien nos ha obsequiado todo lo bueno en esta vida! Por ello, debemos ser siempre agradecidos con él y comenzar a desarrollar el buen hábito de agradecerle todos los días por todas sus bendiciones, por todas sus bondades.

Salmo 100:4-5

“Ingresen por sus puertas con acción de gracias; vengan a sus atrios con himnos de alabanza; denle gracias, alaben su nombre. Porque el Señor es bueno y su gran amor es eterno; su fidelidad permanece para siempre.”

Dándole siempre las gracias a nuestro Dios Padre, pero con alegría, con cantos de alabanzas y fe. Así debemos hacerlo todos los días para entrar por la puerta de su corazón y montarnos en sus galeras para cantarles himnos de agradecimiento por el amor eterno que nos da y nunca se cansa, porque su fidelidad hacia nosotros es permanente y lo hace con mucho amor.

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Filipenses 1:3-5

“Doy gracias a mi Dios cada vez que me acuerdo de ustedes. En todas mis oraciones por todos ustedes, siempre rezo con alegría, porque han participado en el evangelio desde el primer día hasta hoy.”

Y así debemos actuar nosotros cada vez que nuestros hermanos vengan a nuestra mente, y agradecerle a Dios Padre por tenerlos conmigo, aprendiendo y participando en comunidad mientras nos nutrimos de las sagradas Escrituras.

Es tanto lo que se obtiene, que en nuestros corazones sentimos esa sensación tan especial de paz y armonía, junto a todos los que en comunidad nos reunimos para alabar el nombre del Dios Padre y de su hijo amado Jesucristo.

1 Crónicas 29:12-13

“De ti provienen la riqueza y el honor; tú lo gobiernas todo. En tus manos están la fuerza y el poder, y eres tú quien engrandece y nos fortalece a todos. Dios nuestro, te agradecemos siempre y a tu glorioso nombre tributamos alabanzas.”

¡Como no agradecerle, si de Él proceden la riqueza y el honor de ser su hijo! Saber que tú tienes el dominio de controlar todo, me hace sentirme confiado. Tu poder omnipotente y tu fuerza y energía espiritual, nos bañan con su amor tan sinigual. Siempre te agradeceremos y te alabaremos porque tú Oh Dios Padre Amantísimo nos engrandece con tanto amor y nos das fortaleza para seguir luchando por nuestro bienestar y el bienestar de los otros.

Aprovecha ahora estos Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Versículos Bíblicos de Agradecimiento

Aquí encontrarás varios Versículos Bíblicos de Agradecimiento que te ayudarán a expresar tu gratitud al Dios Padre celestial por todas las bendiciones que nos ha con cedido, Jamás nos debemos cansar de agradecerle. Sin su poder y su dominio, la vida sería un sin sentido.

Nuestro Dios Padre y su hijo amado Jesús, se merecen todos eso agradecimientos. Y nosotros debemos reconocer y alabar todo lo que nos han brindado para que seamos felices.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir