Oraciones Al Arcángel San Gabriel Para Protección

Hoy te traemos las Oraciones al Arcángel San Gabriel para Protección, las cuales se rezan para contrarrestar los problemas de los embarazos y las malas influencias de quienes, invocando a Satanás, pretenden hacernos daño. De allí la necesidad de acudir a él como príncipe entre los espíritus angélicos, escogido para anunciar a la Virgen su embarazo, el divino verbo encarnado en sus purísimas entrañas.

A este Arcángel le han dedicado innumerables oraciones, por ser visto con gran autoridad en los ejércitos de Dios. Para muchos creyentes estas oraciones son como una pócima salvadora. Sus fieles devotos año tras año lo veneran con mucha pasión en contra de Lucifer, su principal enemigo.


Índice
  1. Oraciones al Arcángel San Gabriel para Protección
    1. Oración al Arcángel San Gabriel para Protección ante la Pandemia
    2. Plegaria al Arcángel San Gabriel para Protección del Ser Amado
    3. Invocación al Arcángel San Gabriel para Protección contra el Enemigo
    4. Oración al Arcángel San Gabriel para Protección contra el Mal
    5. Plegarias para Protección contra la Magia Negra
    6. Invocación por Protección para Revocar Embrujos
  2. Arcángel San Gabriel: Guardián y Escudo de Nuestra Protección

Oraciones al Arcángel San Gabriel para Protección

Oraciones al Arcángel San Gabriel para Protección

Oración al Arcángel San Gabriel para Protección ante la Pandemia

¡Oh Milagroso Arcángel San Gabriel! Guardian Sacrosanto de nuestro Dios Padre Omnipotente, ven en mi auxilio en este momento donde añoro tu protección y de tus cuidados, pues siento que mi vida y mi felicidad están en peligro por culpa de mis enemigos envidiosos.

¡Oh Amado Señor Mio! Ordénale a tu amado Arcángel San Gabriel, que siga a donde yo vaya, que me avise con tiempo con señales sagradas, para no caer en el abismo y la oscuridad. Dale tus instrucciones divinas, y sobre todo, date prisa en socorrerme.

¡Gloria al Padre, al hijo y al Espíritu Santo! Por la intercesión del Arcángel San Gabriel y el Coro Celestial de los Serafines, que Dios Nuestro Señor prepare nuestras almas y así recibir dignamente en nuestros corazones, el fuego de la Caridad Perfecta.

Ese es el fuego que tanto anhelamos ahora para no caer, para no claudicar ante tantas calamidades y problemas que nos afligen. Especialmente ahora, cuando la pandemia está haciendo estragos y se está llevando a nuestros amigos y familiares. Amén. (Se concluye con un Padre Nuestro y tres (3) Avemarías).

Plegaria al Arcángel San Gabriel para Protección del Ser Amado

Plegaria para Proteger al Ser Amado

¡Oh Milagroso Arcángel San Gabriel! tú que eres príncipe en el cielo y uno de los guardianes selectos, en este día me acerco a ti con el corazón en la mano pues solo tú puedes proteger, brindarle alivio al amor de mi vida, para sanar sus heridas, sin el peso y la ceguera que hoy siente por mí.

Amado Arcángel San Gabriel, tú que estás justo al lado de quien es el máximo protector y solo deseas brindarnos amor por siempre para llevarlo a todo el mundo, te pido por tu inconmensurable bondad que hoy me favorezcas e intercedas por mí en medio de esta delicada situación.

Te imploro por tu misericordia y gran ayuda, magnánimo y soldado defensor de la Iglesia católica, que nunca me ignores, porque ciertamente en este momento solo quiero pedirte protección para (se dice el nombre de la persona) Lo que más deseo es que me ayudes a crear fuertes relaciones duraderas con ese ser amado a quien tanto adoro.

De esta forma, te imploro vengas a socorrerme y que (se dice el nombre de la persona) torne su mirada hacia mí con amor, que cada momento de su vida piense en mí y en cada instante, que solo desee estar conmigo siempre a su lado. Señor, te pido en este momento que escuches mis peticiones.

Hoy me dirijo a ti desde mi corazón y lo hago desde el amor para poder ser merecedor/a de ese amor que es tan bueno, puro y sencillo, protégelo y bríndale la satisfacción de poder ser feliz y tener un buen futuro como familia. Ayúdame a alcanzar y tener poco a poco su corazón para que me acompañe hasta el final de mis días. Amén.

Invocación al Arcángel San Gabriel para Protección contra el Enemigo

Protección contra el Enemigo

 ¡Oh glorioso y bienhechor Arcángel San Gabriel! Tan cerca de lo divino y con gran poder celestial, Tú defensor y triunfador en grandes batallas. Tu lucha siempre ha reinado sobre la maldad, ¡Oh Glorioso Arcángel San Gabriel!, Puro, perfecto y siempre fiel y cumplidor de tus devotos.

Ayúdanos a permanecer serenos ante las dificultades, a ser fuertes en las adversidades, Ilumínanos para que podamos encontrar nuestra luz espiritual, no nos desampares en el caminar y que tus reconocidas virtudes se levanten como nuestro amparo y nuestro refugio.

Junto a los Serafines danos la voluntad y la gracia de apartarnos del pecado, enséñanos hoy a sentir Amor por Dios, un amor verdadero y sublime. Protégenos de las angustias, de las sugestiones, de las tentaciones y de las incitaciones, Entra en nuestras almas el espíritu de la humildad y de la fraternidad.

Atrae nuestros corazones junto a los Querubines y guíalos hacia el bien. Auxílianos cuando nos quieran oprimir o esclavizar, aléjanos de los espíritus malignos, de las injusticias y de los abusos, de las tiranías y de la brujería, de la hechicería y de la maldad.

Oriéntanos para que podamos dominar nuestros sentidos, que las malas costumbres no sean propagadas y que lo dañino se aparte de nosotros, con tu resplandor, pero cubriéndonos por siempre de gloria en todo momento. Tú que dominas las fuerzas del más, cuida nuestra fe. Amén.

Oración al Arcángel San Gabriel para Protección contra el Mal

¡Oh glorioso y bienhechor Arcángel San Gabriel! Protégenos del mal y danos sabiduría y prudencia, cólmanos de sensatez y paciencia, en las palabras que expresemos y los pensamientos que permitamos. Ven a nuestro auxilio, enséñanos a tener un corazón bondadoso y generoso, a no ser flojos para ayudar a otros.

Impúlsanos a tener disposición de darle una mano a nuestro hermano. Junto con las virtudes sagradas aleja de nuestro lado el mal y sus adversarios, a los que hablan mal y blasfeman a quienes se atreven a decir mentiras y levantar falsos testimonios contra quienes aman la paz y la justicia.

Quita de nuestro sendero las humillaciones, las intrigas, rencores, celos, envidias de las personas violentas que tenga la intención de hacernos daño. Ampáranos Glorioso Arcángel San Gabriel y déjanos libres de todo lo que atente contra nosotros y nuestras familias, amigos y conocidos,

Permite que las enfermedades mentales y espirituales, se vayan bien lejos, que no transgredan contra nosotros. Iluminamos para ser como pruebas fieles de tu palabra, que nuestra vida sea un buen ejemplo, de santidad pura y llena de amor Divino en favor de los más débiles.

Finalmente, ayúdanos a propagar la fe en ti y sea nuestro proceder la prueba más clara de tu poder espiritual y salvador, protégenos cada día de nuestras vidas, y al momento de nuestra partida terrenal, podamos contemplar la riqueza del Paraíso Eterno y ostentar la complacencia de la Gloria Agraciada de Nuestro Señor. Amén.

Plegarias para Protección contra la Magia Negra

Protección contra la Magia Negra

¡Oh Magnánimo Arcángel San Gabriel! tú que eres uno de los encargados de todo en la tierra, en esta hora y en este momento te elevo mi súplica, con ella te prendo una vela, para que le des un giro importante a mi vida, que voltees cualquier trabajo de magia negra, sortilegio o trabajo que no me deja avanzar como lo deseo.

Ayúdame querido y apacible Arcángel San Gabriel y yo prometo servirte en cuerpo y alma. Te pido en esta hora y este santo momento, por mí, por las personas que amo, te pido que en todos los sentidos el mal sea rechazado y sacado de mi vida, que todos los malos augurios de mis enemigos se reviertan.

Te imploro para que todo lo que ocurra para mi sea positivo, que todo en este día esté a mi favor, que esa persona que quiere hacerme daño se le devuelva todo lo que me desea siete veces y que su vida se convierta en un martirio, así como el que vivió Jesús en la Cruz.

Y finalmente, que las cosas que quiera hacer le salgan mal, por no acatar las palabras sagradas de Dios, que se sienta perdido y acorralado, sin sosiego ni amparo, que caiga todas las veces que cayó Jesús cargando la cruz, para que caiga ante mis pies para que me perdón ofenderme, por el daño que me hizo. Amen.

Invocación por Protección para Revocar Embrujos

Protección para Revocar Embrujos

¡Oh Victorioso y Poderoso Arcángel San Gabriel! Hoy estoy aquí, frente a ti pidiéndote que reviertas toda mala acción que se haya desatado o enviado a mi contra, yo soy un hijo de Dios que a nadie hago daño, no permitas que me dañen a mí.

Te pido en este glorioso día que reviertas todo mal, todo embrujo, todo acto de hechicería que haya sido preparado en mi contra. Que todas las personas que quieran verme destruido y acabado sean enviadas al infierno, que sean castigados, que todo su mal se les revierta y que yo quede como único triunfador en esta batalla que nunca he deseado pelear.

¡Oh Benevolente Arcángel San Gabriel! Te pido hoy Príncipe Celestial tu ayuda, para poder vencer esas fuerzas malignas, esas fuerzas demoníacas que me agobian, pero que con el poder de tu espada podré vencer al maligno para siempre y se aleje.

Estoy completamente seguro de que, con tu protección y la ayuda de la santísima virgen María, Reina de todas la Vírgenes, todo estará bien y podré salir adelante, porque en tus manos ¡Oh Glorioso Arcángel San Gabriel! pongo mi vida y mi futuro en tus manos. Amen.

Arcángel San Gabriel: Guardián y Escudo de Nuestra Protección

Arcángel San Gabriel: Guardián y Escudo de Nuestra Protección

Puede ser que en diversas ocasiones has pasado por situaciones complicadas en las todo lo das por perdido y crees que un milagro es lo único que puede llegar a salvarte y te ayude a vencer la frustración que te generado esas experiencias.

Posiblemente el Arcángel San Gabriel sea la opción idónea para lograr tu propósito y dejar de lado la negatividad; para ello, solo debes tener mucha fe y poner en sus manos tu petición con una oración.

Confiando y convencido de que la maldad del enemigo no podrá vencer ante el escudo y la espada filosa y benigna del Arcángel San Gabriel, es hora de reflexionar y orar sobre nuestra manera de ser y qué debemos cambiar, para ayudarnos y proteger al prójimo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir