Oraciones Para La Salud

Cuando la salud nos afecta física y espiritualmente, no hay nada mejor que acudir a las Oraciones para la Salud nombre de nuestro Señor Jesucristo. En su paso por este mundo Jesús curó a muchas personas, con el poder de Dios Padre que se ha manifestado abiertamente para quienes creen en su poder.

“Pide y se te dará”, nos dice el Altísimo en la Biblia. Por eso, esta oportunidad, te daré a conocer algunas oraciones de sanación cristianas, para que la lleves contigo. Estoy seguro que impactaran en tu futuro.

Índice()

    Oraciones para la Salud

    1.- Plegaria a Jesucristo por la Salud de Todos

    Oh, mi Señor Jesús, trabajador milagroso por las almas perdidas. Nos perdonas y nos guardas de la condenación. Danos un corazón limpio lleno de paz. Auxílianos para poner nuestra confianza en Ti. Tú eres el médico más grande. Sananos, resguardarnos, atiéndenos.

    Tú sabes nuestros pensamientos, nuestros suspiros y lloros. Eres extraordinario y haces todas las cosas piadosas por nosotros. Cúranos Señor, si es tu voluntad. Amén. Apreciado Dios, Tú que eres juez justo, santo y verdadero. Tú eres el Dios de las Alturas que nos has dado la vida y tienes todo el poder en sus manos para sanarnos.

    Dios Padre Misericordioso y piadoso, tú que eres el gran Señor en toda la tierra y el universo, el dador de la vida, el que sólo nos ofrece cosas buenas, el que nos colma de misericordia y amor, el que le retribuye la sanidad de las naciones, el que nos obsequia y nos libera de la preocupación y el dolor.

    Señor estás lleno de gracia, perdona nuestras faltas. En tu espíritu inmenso. En ti mi Señor ponemos nuestra confianza para que nos sanes y preserves del enemigo y la muerte de nuestro espíritu. Amén.

    2.- Oraciones para la Salud contra el Covid-19

    Oh, misericordioso Señor Jesús, protector para nuestra fortaleza, hoy unidos como hermanos, te suplicamos que por tu misericordia no admitas que el Coronavirus penetre a nuestras casas.

    Padre amado, te suplicamos y clamamos en este difícil momento perdones nuestras culpas, pecados y ofensas para que podamos ver tu amor en todo su esplendor. Coloca un muro de ángeles en torno a cada familia y cada hogar del mundo y que se haga viva tu santa palabra en el Salmo 91.10:

    “No te sobrevendrá mal ni plaga tocará tu morada, pues a sus ángeles mandará cerca de ti para que te guarden en todos tus caminos”. No permitas Dios Padre que este mal se propague más, por el contrario, haz que se esfume y que por el no sufran más personas.

    Te pedimos humildemente además por todos esos seres que ya se encuentran contagiados por este diabólico virus, para que poses sobre ellas tu mano sanadora, se recuperen y sigan adelante, viendo tu infinita bondad, que es única y omnipotente. Por los siglos de los siglos. Amén.

    3.- Invocación para la Salud de San Martín de Porres

    ¡Oh bien amado San Martín de Porres! Tú que eres la luz de los enfermos, quiero que desde hoy seas mi médico de cabecera. Hoy quiero que seas mi fuerza y mi manto sagrado para mi cobijo y el resguardo de la salud de todos los enfermos.

    Confió que tu unión con Dios te permita interceder ante el Señor, me sean perdonados mis pecados y me vea libre de males y desgracias. Regálame tu espíritu de caridad para que amorosamente te sirva y pueda hacer el bien como tú, que la evocación de tu fe sea capaz de sanar, revivir y hacer milagros en momentos cuando la Salud está en peligro.

    Padre Milagroso, por las virtudes de tu fiel siervo San Martín de Porres, no me abandones en esta hora; ayúdame a mejorar la salud de nuestros familiares y no permitas que mi alma quede desesperanza.

    Señor Jesucristo, humildemente te suplico que, por la intercesión de San Martín de Porres, escuches este ruego desde el amor, para que me concedas la gracia que te estoy pidiendo si es para bien de mi alma y de mi salud. Te lo pido por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

    4.- Oraciones para la Salud del Cuerpo, Mente y Espíritu

    ¡Oh, Dios santo!, mi cuerpo está estropeado y requiere robustecerse. Mi mente también dolida por las emociones y tareas diarias, obséquiale descanso. Su espíritu, busca remozarse con tu poder. Hoy busco que mi carga sea liviana y que mis males se esfumen, sobre todos los afines a la Salud

    En esta oración para la Salud invoco tu poder curador, para que sane íntegramente todas las partes de mi cuerpo. En este momento, invoco tu figura celestial, y te invito a quedarte en mi corazón por siempre.

    Dadme la vida eterna junto a ti, te entrego completo mi ser a tu causa. Agradezco mi señor, esta oportunidad para restablecer totalmente mi cuerpo, mi mente y mi espíritu, que se han sentid abatidos por los problemas de salud.

    En las noches, busco ser nuevo en todo, para florecer y dar lo mejor de mí al prójimo. Para que el amor que me otorgas se exprese a otros mediante mi alma. Sáname Dios Padre, que por siempre yo estaré agradecido. Por los siglos de los siglos. Amén.

    5.- Plegaria para la Salud de los Enfermos

    ¡Oh Glorioso Señor!, Mi estado de salud, suplica por tu piedad. Por eso hoy te pido que poses tus manos en la frente de todos los enfermos, especialmente para (se dice el nombre de la persona). Siente, a través de ello, el pulso de su corazón, que late ardoroso por la vida.

    Ellos buscan vivir y hoy una enfermedad lo tiene abatido, afligido completamente. Sánalos Señor. Sánale de cualquier daño que produzca su enfermedad. Y si el pecado lo conserva así, indúltalo Padre. Te imploro por (se dice el nombre y apellidos) para que recobre la salud lo antes posible.

    Te pido por sus familiares que lo quieren siempre sano. Absuélvelo de sus pecados y limpia su alma. Embriágalo con tu luz para que te reciba en su corazón y pueda contemplar las grandes cosas que le tienes reservadas a él. Nuevamente, te doy las gracias Padre Amado, porque solo tu eres el Unico Dios, el Omnipotente y Todopoderosos. Por los siglos de los siglos. Amén.

    6.- Invocación para la Salud ante la Soledad

    Amado y gentil señor, sabes que necesito de tu ayuda. Tengo miedo en esta vida. Requiero de tu fuerza para combatir el miedo. Padre mío, Tú has dicho que el miedo trae martirio. También has dicho que no me has cedido un espíritu de temor.

    Así que este pánico viene por culpa de mi enemigo. Tú me has expresado que me has concedido el poder, el amor y una mente sana. Señor, ayúdame a cultivar mi mente y a cómo entrar a ellos. Señor, requiero tus enseñanzas hoy más que nunca para dominar este miedo. Señor, no sé qué necesito para negarme a escuchar el miedo.

    Por la fe que te tengo, declaro que no voy a tener miedo por la noche cuando vaya a la cama y cuando me levanté por las mañanas. Maestro, el miedo que ha comenzado una guerra incesante conmigo, sé que de nuevo vendrá en mi contra y lo venceré. No voy a vivir consternado si no se triunfa en cada batalla, pero yo declaro que con tu poder le voy a ganar la guerra.

    Señor, de pie voy a estar en tu santísimo nombre para decir palabras fuertes contra el miedo. Mi Dios Padre, agradecido infinitamente estaré por guiarme este día. Muchísimas Gracias por proveerme de fuerzas este día. Gracias por educarme y fortalecerme en ti, que eres el Altísimo eternamente. Por los siglos de los siglos. Amén.

    7.- Plegaria a San Rafael Arcángel contra el Cáncer

    Arcángel piadoso San Rafael, tú que dijiste: «Bendecid a Dios todos los días y proclamad sus beneficios. Practicad el bien y no tropezaréis en el mal”. Buena y sabia es la oración para el ayuno, y hacer limosna es mejor que atesorar riquezas o tesoros como el oro o la plata.

    Por eso, bondadoso Arcángel te suplico no te alejes de mi presencia y acompáñame siempre a donde quiera que vaya, en todos mis caminos y alcánzame siempre las gracias para seguir tus consejos y proseguir con esta batalla enfrentando el mal.

    ¡Oh gran asistente y mano derecha de Dios!, tú que en verdad todo lo puedes hacer y a cualquier ser humano puedes sanar. Yo te clamo y te suplico que me vigiles por mi salud, evitando a futuro sufrir cualquier tipo de enfermedad que me haga claudicar ante su gravedad.

    Bondadoso Arcángel, te ruego además en este día que no apartes la salud de todos mis familiares y amigos. Te imploro para que le devuelvas la salud a todos los enfermos de cáncer y de otras enfermedades incurables, quienes verdaderamente sufren dolores e inquietudes. Para ellos te suplico mi amado Arcángel sanaciones apropiadas para que logren salir adelante en este amargo trance. Por los siglos de los siglos. Amén.

    Oraciones para la Salud: Comunión y Sanación desde el Cielo

    Oraciones para la Salud

    La oración cristiana para la sanación de un familiar, amigo o pareja querida cercana que se encuentra enferma, es una oración de comunión y Sanación para nuestro Señor Jesús, para que milagrosamente él sea quien intervenga entre su salud y su enfermedad.

    Clamo a ti para que bendigas a todas esas personas que sufren, no solo por el cáncer, sino también por tantas enfermedades que afectan nuestra salud.

    Con esta oración, podrás pedir por esa persona que se encuentra enferma (bien sea corporal, mental o espiritual), y así de esta manera él invada sus pensamientos y los llene de alegría y pensamientos de recuperación divina, para que nuestro Señor Jesús interceda para recuperar su salud.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir